Compartir

martes, 13 de mayo de 2014

CARTA DE ROMAN, ESCRITA DURANTE 17 AÑOS...
La carta que Juan Román Riquelme escribió durante toda su carrera *        
* Frases extraídas de entrevistas, charlas y conferencias que brindó Román en su carrera


Buen día, la verdad que hoy está costando un poco. Estoy feli’. Cuando comencé a jugar, nunca imaginé de tener la suerte de disfrutar tanto; me siento orgulloso de ser Hincha de Boca, de haber defendido estos colores. Solamente he tratado de darles todo lo que pude. No sé si le he dado mucho, no sé si le he dado poco, no sé si le he dado nada. Las cosas que viví acá, no las voy a vivir nunca más. 

Era fantástico, he sido muy feliz, tuve la suerte de que me han tratado muy bien desde el primer día, siempre el cariño fue creciendo. 

Tuve la suerte de haberlo ganado todo, cumplí con todos los sueños que me propuse, el compromiso siempre fue muy grande. Creo que ningún jugador ha tenido la presión y el compromiso que tuve yo con unos colores en este País. 

Son cosas que me tocaron en la vida, si tengo que volver a ser futbolista, quiero volver a ser RIQUELME, es hermoso. Me siento un jugador normal, no me siento un referente, ni un diferente, ni un anormal, tengo dos brazos y dos piernas. 

Les mando un beso a todos mis compañeros que he tenido en mi carrera; me han ayudado mucho, me han hecho ganar un montón de cosas, sin ellos no habría podido conseguir nada. 

Gracias a Dios puedo mirar a la cara a todo el mundo, vivo con la verdad y me voy a morir con la verdad, sé que ser tan honesto causa muchos problemas, hago las cosas a mi manera, lo único que pido es que haya respeto, yo respeto a todo el mundo, los jugadores de futbol no molestamos a nadie. 
Estoy agradecido a mi viejo que me enseñó a jugar a la pelota. Amo jugar al fútbol, es un juego que no tiene secretos; es el más difícil, es el único que se juega con los pies. 

Me preguntaron porque besaba la pelota, en el entrenamiento y en la cancha me sale sin darme cuenta, todo el tiempo estoy sentado arriba de la pelota, dándole besos, yo se lo debo todo a la pelota. Tengo a mi mamá, a mi papá, a mis hermanos, a mi señora, a mis hijos que los amo, pero la pelota está más o menos a nivel de ellos; es el juguete más lindo que elegí desde chico, el que más me divierte. La voy a besar hasta el último día que siga jugando; cuando te sacan la pelota, te lo sacan todo.
Amo este club, Boca es más importante que una novia, es algo que uno no va a dejar nunca, es algo verdadero; uno lo siente así, lo quiere cuidar, quiere darle todo lo que puede. 

La Bombonera es mi casa, la cancha el jardín de mi casa, voy a poder decirle a mi hijo que soy el que más partido jugo en esta cancha. Yo sé que me quieren ver jugar, cuando me pongo la camiseta de Boca no me pongo cualquier camiseta, me pongo mi camiseta, no puedo jugar con otra, es igual de importante que ponerme la de la Selección. 

A muchos no les gusta como juego, siempre dijeron que la manera de jugar que tengo es lenta. Para algunos seré bueno, más o menos, un burro o un pecho frío, pero soy Riquelme gracias a Boca. He intentado defender mi manera de jugar, mi manera de pensar, triunfé como yo quería, jugando como lo siento. Aprendí que no se puede ganar todo. Si me decían que iba a ganar tres Copas Libertadores, que la cuarta final la iba a perder, pensaría que me estaban cargando. 

El tiempo pone las cosas en su lugar, no leo los diarios, ni miro la tele. Se inventan muchas cosas, en el cual me toca estar metido en el medio, si tendría que aclarar todas las cosas me pasaría todo el día en la tele y mucho no me gusta eso. Hace mucho tiempo que hay gente que lo único que quiere hacerme daño, vender una mala imagen de mí; a esa gente le tengo que estar agradecido, ha hecho que durante todo este tiempo que el Hincha me quiera cada vez más. Me quieren hacer daño pero cada día me hacen más feliz. 

Yo soy de entender que la mayoría de los periodistas no ha pateado una pelota de fútbol, si yo voy a comer con todos ellos, no tengo dudas que dirían que soy un fenómeno, porque vivimos en un país donde manda más la relación de amistad que ser honesto. Yo siempre digo que tengo la suerte de que se la agarren conmigo, así hago vivir en paz a mis todos mis compañeros, al técnico, a los dirigentes. Cuando mi equipo ganaba era por todos ellos, cuando el equipo perdía era por mí.
Yo juego para la gente, soy de la gente, el Hincha es lo más importante que tiene el Club, guardo un recuerdo muy grande en mi corazón de todos, siempre digo que están locos, en el buen sentido. 

Me hizo llorar, temblar, solo en mi casa, cuando salieron a la calle, en todas las provincias, ese día no lo vi, le dije a mi hermano que me lo grabe, si lo llegaba a mirar no lo podría aguantar, todavía no me doy cuenta de lo que han hecho, los verdaderos hinchas, a los de atrás del arco nunca les di plata, por eso no cantan por mí, eso me pone muy contento. 

No sé en qué lugar de la historia del Club estoy; cuando yo era chico le pedí a mi papá que convenza a mi vieja de que me deje ir a entrenar cada día y dejar el colegio, yo sabía que iba a ser futbolista, mi papá la convenció a mi vieja y hoy me encuentro con que han hecho una estatua, en algún momento me voy a morir y voy a seguir estando en el club, no tengo más que decirles gracias, me van a tener que soportar por siempre. 

Para lo que necesiten voy a estar a siempre a disposición, no les voy a poder devolver todo el cariño que me dan porque es increíble, no me voy a cansar de decirles que están locos, que estoy re contra agradecido, me quieren demasiado, son momentos que a uno le van a quedar guardados por siempre, es demasiado para mí. 

He nacido Bostero gracias a mi papá y me voy a morir Bostero como todos ustedes. Quiero mandarles un abrazo muy grande a todos, los quiero, los quiero mucho 

Roman

GRACIAS MARCIO DIEZ @Marc10JR