Compartir

viernes, 19 de agosto de 2016

BOCA ES NUESTRO EN RADIO - PROGRAMA DEL 18-08-16
Les dejamos la tercer entrega de Boca es Nuestro Radio, programa que se emite todos los jueves de 19 a 20 hs. por Radio IRed.

No te pierdas en este programa:

- Vanesa Rasche con las novedades del fútbol femenino.

- Jacqueline Vezzosi con las novedades y todos los resultados de los partidos de inferiores.

- Martín Herrera con las novedades del mercado de pases.

-  La columna de historia a cargo del Beto Moreno, esta vez, con la histórica gira del 25 y la historia del Jugador Número 12.

- Debate en la mesa sobre las Sociedades Anónimas Deportivas y entrevista con el Dr. Cesar Francis. abogado y periodista,  defensor de los trabajadores de prensa, y experto en materia legal deportiva.

Escuchá el programa, acá:


El equipo está conformado por Ana Bonissone en la conducción, Eduardo Eliaschev, Claudio Giardino y Fernando Burruso en el estudio,  y columnistas que cubren las principales actividades de nuestro Club como Martín Marzolini en básquet, Vanesa Raschella y Candela Guillaume en futbol femenino, Martín Herrera en fútbol profesional, Jacqueline Vezzosi en divisiones inferiores fútbol masculino, Agustín Petrillo en el polideportivo, y el invalorable aporte de Alberto Moreno recordándonos de dónde venimos en cada hecho histórico de nuestro Club. Con la producción general de Leo Zallio, Ivan Ludueña y Daniel Lubel, y Maximiliano Catanzano en diseño y gráfica.

El resumen del programa:

Novedades sobre fútbol profesional:

- Martín Herrera: "Boca ya sumó a Werner, Tobio, Centurion y a Sebastian Pérez".
- Martín Herrera: "Talleres amenazó con denunciar a Boca por el caso de Solis"
- Martín Herrera: "En estos días rescinde Orion".
- Martín Herrera: "Cubas o Jara pueden dejar el club. Pablo Pérez quiere un aumento de sueldo y van a negociar por Wilmar Barrios".

Novedades sobre fútbol femenino:

- Vane Rasche: "Ayer Boca empezó la pretemporada en el Pedro Pompilio. Todavía no hay refuerzos".

Novedades sobre inferiores, por Jacqueline Vezzosi:

Resultados contra Estudiantes
Cuarta: Ganó 2-1 (Lamardo y Heredia). Puesto 17, tiene 10 unidades.
Quinta: Perdió 1-0. 2° con 24 puntos.
Sexta: 0-0. 4° con 18 puntos.
Séptima: ganó 1-0 (Ezequiel Almendra). Va 20 pts y es escolta.
Octava: perdió 1-0. 15 pts y va noveno.
Novena: Derrota 2-1. (Zeballos), Puesto 11º

La próxima fecha será ante Central. Las categorías mayores serán locales y menores, visitantes.

Debate sobre las Sociedeades Anónimas Deportivas:

- Claudio Giardino: "Boca es una asociación civil sin fines de lucro. Si se hace SAD, van a cerrar todos los deportes amateurs".
- Claudio Giardino: "Es mentira que con las SAD viene el buen manejo y la honestidad. Sobran los ejemplos en los que no sucedió eso".
- Claudio Giardino: "Es el momento de estar alerta con el tema de las SAD. Redoblaron el intento con más fuerzas que antes y vienen por todo".
- Claudio Giardino: "En España salió muy mal. Las SAD deben mucho más que el resto y cerraron muchos clubes, como el Badajoz".
- Dr. Cesar Francis: "Viene un embate más feroz que el de hace 15 años porque viene de presidencia de la nación y de AFA".
- Dr. Cesar Francis: "No hay que dejar el legado de estos clubes, que aportan a la comunidad, para las leyes del mercado y el lucro".
- Claudio Giardino: "Los clubes tienen una función social y en muchos casos reemplazan al estado, pero con el aporte de sus socios".
- Dr. Cesar Francis: "Me llama la atención que no se controle a los clubes. Se hacen negocios con la principal pasión de los argentinos".
- Dr. Cesar Francis: "Quieren hacerle un golpe de estado a las asociaciones civiles sin fines de lucro".
- Dr. Cesar Francis: "El modelo que quieren imponer ya ha fracasado. Los socios no pueden dejar de ser los dueños de los clubes".
- Claudio Giardino: "Los avales solo sirvieron para que no se puedan presentar todos a elecciones".
- Claudio Giardino: "Si hacemos una lista de los empresarios que hicieron negociados con sus SAD, se nos va todo el programa".
- Dr. Cesar Francis: "Hay mucha responsabilidad del estado en este tema".
- Claudio Giardino: "Lo único que hace falta es hacer cumplir los controles, no aprobar las SAD".
- Dr. Cesar Francis: "Cuidado con firmar contratos y acuerdos sin que los socios de los clubes se enteren".
- Dr. Cesar Francis: "Que no nos lleven al borde del precipicio para transformarnos en empresas".
- Claudio Giardino: "La Superliga es el Caballo de Troya para meter las SAD".
- Dr. Cesar Francis: "Tenemos que unirnos los hinchas de todos los equipos, sin distinguir los colores, para enfrentar a las SAD".

La comuna del Beto Moreno sobre la historia del Jugador Número 12.

Es 1924 y los Juegos Olímpicos de París son testigos del brillo futbolístico de la delegación uruguaya. Uruguay se consagra campeón por primera vez, aplastando a todos sus rivales y dejando al hemisferio norte boquiabierto ante el nivel del único representante de Sudamérica entre los 22 participantes. Recordemos, es un mundo sin televisión, ni internet, sin Mundiales ni Copas Confederaciones, en las que el fútbol sudamericano es un enigma para Europa. Es en ese marco en el que se lucen los uruguayos. El oro charrúa dispara en la Asociación Argentina de Fútbol la iniciativa de enviar un equipo argentino a Europa para que exhiba el nivel de nuestro fútbol. Pero la idea es descartada, nadie se anima a apechugar con el perjuicio económico que produciría semejante aventura. Mejor sería decir “casi nadie”, porque ahí está Boca, el último y holgado campeón, dueño del torneo de 1924 por amplio margen. “Si hay que representar al fútbol argentino, ¿quién mejor que el mejor equipo de la Argentina?”, piensan los dirigentes. Y los socios se hacen eco, porque se ofrecen a recaudar el dinero necesario para hacerlo.

Claro, Boca se postula en 1925 aprovechando el entusiasmo generado por el logro uruguayo, pero la aventura tiene raíces dos años antes. En 1923 llega al club una carta de tres empresarios españoles de nombre Zapater, Isasmendi e Ibáñez. Están enterados del creciente nivel del fútbol argentino, y de que su mejor exponente es quien lidera el torneo en ese momento: Boca Juniors. La propuesta es invitar a Boca a una gira por España, Alemania y Francia, en la que disputará varios partidos amistosos ante los grandes equipos de esos países. La idea es tentadora para algunos, y delirante para la mayoría. Por eso queda archivada en ese momento, excepto para dos dirigentes –Iglesias y Copado- que la reflotan en 1925. Ahora cuentan con el apoyo de los socios, de la Asociación, e incluso de otros clubes, quienes les prestan jugadores para completar el plantel. Boca y su gira se vuelven causa nacional.

Y por supuesto, además del dinero aportado para la gira, los hinchas envían un representante. ¡Bah! En realidad, es él quien se manda, solo y a pura pasión. Su nombre es Victoriano Caffarena, aunque todos le dicen “Toto”, nuestro primer gran Toto. Boquense y xeneize de pura cepa, el Toto Caffarena llega al mundo en La Boca, el 9 de agosto de 1902, en el seno de una familia genovesa. Nacido apenas tres años antes que el club, Caffarena se hace fanático desde el vamos. Tanto que decide gastar hasta el último céntimo de sus ahorros para poder ser parte de la gira histórica. Se rebusca un carnet de enviado especial del periódico “El Telégrafo” y se embarca con los muchachos. Incluso, de tanto insistir, el Toto logra algo que parece imposible: que su papá Agustín, escribano y  vecino ilustre de La Boca, ese mismo que no quiere saber nada con que su hijo pierda el tiempo por un equipo de fútbol, done una cuantiosa suma para bancar la aventura xeneize. Durante el viaje, Caffarena aparece en las fotos con el equipo, y si bien no juega, hace de todo: masajista, utilero, asistente, técnico e incluso manager, encargándose de conseguirles desde las habitaciones más cómodas, a la mejor comida.

Este despliegue conmovedor resulta tan fundamental que “Mérico” Tesorieri y el goleador Antonio Cerrotti lo definen con una precisión y brillantez que en el marketing no se consigue: “El Toto es nuestro jugador Número 12”. Y cuando el resto del plantel se entera del apodo, lo adopta de inmediato. “Ahí viene el Jugador Número 12”, dicen cuando lo ven llegar. El Toto, al que miraban de reojo cuando se subió al barco, como una mezcla de delirante y niño rico que cumple un capricho, termina íntimo de los jugadores. Tanto que Antonio Cerotti unos años después lo elige como padrino de su hijo.

Quien termina de sellar la idea del hincha de Boca como Jugador N°12 es el escritor, ensayista y periodista tucumano Pablo Rojas Paz (el legendario “Negro de la tribuna”), quien en la década del ’30 escribe en su columna del diario “Crítica” que “la hinchada es el jugador N° 12 de Boca”. Pero claro, El Toto Caffarena, la encarnación viva del Jugador N°12 escribió otros capítulos de su saga bostera. Después de la gira se convierte en un prestigioso escribano, como lo fuera su padre. También se casa -con Antonieta Calabrese-, tiene hijos y se transforma en un activo vecino de La Boca, llegando a ser presidente de la agrupación Amigos de la República de La Boca. Y sigue firme junto al equipo, lógico. En los partidos en los que Boca juega de visitante ingresa a los estadios con un carnet de masajista, no como un espectador más, sino ocupándose de detalles como la alimentación y el descanso de los jugadores.

Pero hay otro aporte mucho más grande a la causa azul y oro. En 1926 le encarga al gran compositor uruguayo Ítalo Goyeche la creación de un himno para Boca Juniors. La marcha es interpretada por primera vez en la casa del Toto, ejecutada al piano por una de sus hermanas. Con la melodía definida, le pide al escritor y poeta Jesús Fernández Blanco que le ponga letra. La marcha está lista y tiene su debut en público el 9 de junio de 1928, en un restaurante de La Boca, luego de que Boca derrota 2-0 en un amistoso al Motherwell escocés.

Para 1953, Caffarena es "socio vitalicio" de su amado Boca, y dos años después, en el marco de una homenaje a los jugadores de la Gira del ’25 por su 30° aniversario, el “Puma” Armando le entrega una plaqueta y un distintivo, nombrándolo oficialmente el “Jugador Nº 12”. El Toto Caffarena fallece el 13 de agosto de agosto de 1972, a los 70 años de edad. Pero, como a nadie le cabe a él, el verdadero Jugador N°12, eso de “Ni la muerte nos va a separar/desde el cielo te voy a alentar”.